1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (No Ratings Yet)
Cargando…

Cada vez son más los elementos que se imprimen en 3 dimensiones. Este tipo de impresión que parecía una mera herramienta recreativa o para pequeños objetivos, se ha convertido en una revolución capaz de fabricar edificios, válvulas de corazones o sillas de ruedas.

Sillas de ruedas en 3D gracias al poliuretano termoplástico

El último ejemplo del desarrollo de la tecnología de impresión 3D llevada al día a día de nuestra sociedad, es una silla de ruedas impresa por este sistema gracias al poliuretano termoplástico.

Durante dos años, los diseñadores de la silla “Go” han estado perfeccionando cada pieza y elemento del conjunto, consiguiendo que el resultado sea una silla que se adapte a las necesedidades de cada discapacidad.

Esta visión personalizada de la silla de ruedas, permite que la geometría del sistema en su totalidad se ajusten al usuario final. Es decir, que hace posible que los asientos se adapten a cada persona, facilitando su uso e integrando la discapacidad en el entorno.

Piezas clave de la silla de ruedas 3D.

Para el asiento se utilizó plástico y resina, que amortiguan los golpes y también aseguran un mejor centro de gravedad para la persona. El sistema de Poliuretano Termoplástico actúa como un sistema de suspensión de articulación activo que mejora el confort, según el estudio de diseño Hubert encargado de la silla “Go”.

Además existen opciones de añadir elementos adicionales como barras de empuje o guadabarros, ya que las ruedas de fibra de carbono y llantas ligeras, tienen un aguante de peso y facilidad de movimiento que permiten extras en el diseño.

La máxima adaptabilidad de estas piezas se consiga gracias a un mapeo conciso del cuerpo de cada persona, unido a parámetros físicos como peso, fisionomía o características propias de cada discapacidad.

El análisis conjunto de datos junto con dos semanas de fabricación, da lugar a una silla de ruedas impresa en 3D totalmente personalizada y en tiempo récord en comparación con una silla tradicional.

La silla “Go” se encuentra en proceso de financiación y visto los buenos resultados de la impresión 3D, ¿qué nos deparará el futuro?

Fuente: MediaTrends